El Congreso convalida el Real Decreto Ley 2/2013 de medidas urgentes en el sistema eléctrico. José Manuel Soria asegura que son medidas difíciles pero absolutamente imprenscindibles para acabar con el déficil

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha defendido hoy en el Congreso la convalidación del Real Decreto Ley 2/2013 de medidas urgentes en el sistema eléctrico , que determina que la actualización anual de la primas se hará en función de la inflación subyacente y que obliga a las empresas del régimen especial a elegir entre vender en el mercado sin prima o la tarifa regulada sin que pueda cambiar de opción en todo el año. “El coste entre la subida de ingresos y la reducción de los costes tiene que repartirse de la manera más proporcional posible entre consumidores, empresas y administraciones”, ha dicho Soria, explicando por ejemplo que parte del esfuerzo que hará el Estado es ese crédito de 2.200 millones de euros a cargo de los Presupuestos.

Según ha explicado Soria, el Gobierno tenía dos opciones, o subir la luz, cosa que se descarta, o tomar estas medidas adicionales. El ministro ha cifrado en 3.586 millones de euros el ahorro conseguido con las reformas aprobadas a lo largo de 2012 para el sector eléctrico, y ha avanzado que los cambios en ingresos y costes permitirán un ahorro de 5.150 millones de euros en 2013.

Soria ha reconocido que son medidas difíciles, a veces complejas de entender, pero son imprescindibles y necesarias para alcanzar un régimen energético competitivo, seguro en el suministro, equilibrado en el aporte de las distintas tecnologías y sostenible.

El titular de Industria ha enumerado los diferentes decretos que se aprobaron el año pasado para contener el déficit de tarifa y que incluían la supresión de primas a las nuevas instalaciones renovables, medidas tributarias, recortes en los costes del sistema y subidas de los ingresos a través del recibo de la luz.